El Capricho de Gaudí: la belleza que encanta todos los sentidos

El Capricho de Gaudí: la belleza que encanta todos los sentidos

Pocas veces la expresión ‘date un capricho’ fue tan bien interpretada como en la construcción de la Villa Quijano, más conocida como El Capricho, una obra proyectada por el prodigioso arquitecto catalán Antoni Gaudí i Cornet (1852-1926), en los comienzos de su importante carrera. El Capricho de Gaudí, en Comillas, es uno de los sitios que no te puedes perder si vas de turismo a Cantabria.

El capricho de Gaudí: una de las joyas del turismo de Cantabria

Vista de la Torre del Capricho de Gaudí

Torre cilíndrica con los conocidos motivos de adorno cerámico de la flor de girasol

Antes de adentrarnos en esta preciosa joya del turismo cantábrico, nos vamos al diccionario a buscar la definición de la palabra ‘capricho’.

Según la Real Academia Española (RAE) este substantivo procedente del italiano ‘capriccio’ puede ser utilizado para designar una “obra de arte en que el ingenio o la fantasía rompen la observancia de las reglas” o también, en lo referente a la música, para definir una “pieza compuesta de forma libre y fantasiosa”.

En cualquier caso, cuando hablamos del Capricho de Gaudí, las dos definiciones se encajan perfectamente. En una de las pocas obras que el arquitecto proyectó fuera de Cataluña, queda evidente su superioridad y transgresión a las reglas del diseño y edificación.

Barandilla Banco El Capricho de Gaudí

Detalle del banco incrustado en la barandilla

En 1883, el indiano Máximo Díaz de Quijano, un abogado bien sucedido que se enriqueció en Cuba, encargó al arquitecto de Reus la construcción de su chalet de veraneo. Sus gustos por la música y por la botánica marcan muchos de los detalles presentes en esta imponente construcción. Díaz de Quijano era coleccionista de plantas exóticas y también músico amateur y Gaudí tuvo en cuenta sus preferencias al diseñar el chalet: la orientación al sur de un invernadero para abrigar una gran variedad de especies vegetativas, vidrieras con forma de libélula o y de guitarra, o los agradables sonidos musicales emitidos por los tubos metálicos del banco-balcón, formado por contrapesos de tubos metálicos, son algunos de los ejemplos de la personalización incorporada a la obra.

Piedras, ladrillos, azulejos, tejas e hierro son algunos de los materiales empleados en la construcción de El Capricho de Gaudí. Con una planta alargada en forma de U, el edificio se encuentra en un terreno donde antiguamente albergaba un bosque de castaños. Los conceptos de naturaleza, luz y espacio están perfectamente incorporados a la obra que luce una preciosa torre cilíndrica con los conocidos motivos de adorno cerámico de la flor de girasol y la combinación de elementos de origen árabe e hispánico como el ladrillo visto o la azulejería.

El Capricho de Gaudí en Comillas

Exterior: El Capricho de Gaudí

El interior de El Capricho de Gaudí

Además de su impactante exterior, con preciosos jardines incluidos, el interior de este edificio tampoco nos defrauda. Con una distribución de 3 plantas (semisótano, planta principal con cinco estancias y el desván), la vivienda incorpora una gran variedad de lujos ornamentales y exhibe los mejores materiales como maderas talladas, vidrieras y cerámicas.

El Capricho de Gaudí es un símbolo notable de la innovación, originalidad y la creación artística del arquitecto catalán, en la que se aprecia una obra realmente ‘caprichosa’.

Invernadero El Capricho de Gaudí

Vista exterior del Invernadero

Parque El Capricho: precio y cómo llegar

Puedes consultar los horarios de visita y las diferentes tarifas de El Capricho de Gaudí en la web oficial del edificio. Además de las visitas turísticas, el recinto también se alquila para la celebración de eventos corporativos, congresos, celebraciones familiares, etc. Comillas también cuenta con otros importantes edificios del modernismo en Cantabria como la Universidad Pontificia o el Palacio de Sobrellano y su Capilla Panteón.

Este municipio está ubicada a 50 kilómetros de Santander, entre San Vicente de la Barquera y Santillana del Mar. Además de la opción de llegar a Comillas en coche, también una línea regular de autobús desde Santander a Comillas. Si te coges el día de turismo, también puedes aprovechar para hacer una visita al Parque de la Naturaleza de Cabárceno, uno de los destinos de España preciosos para visitar principalmente en primavera y verano.

Previous 7 consejos para hacer buenas fotos de viajes
Next La Cascada de Ézaro: un paraje espectacular del turismo de Galicia

Autor

El Viajero
El Viajero 158 posts

Viajero apasionado por España. Escribo sobre mis viajes y destinos preferidos en www.elmapadelviajero.com

También podría gustarte

Turismo en León 0 Comentarios

Bebidas típicas que deberías probar en España

España es un país para comérselo… ¡y para bebérselo! Te invitamos a descubrir las bebidas españolas más típicas para saborear durante tus viajes. ¡Apúntalas!

Turismo en Ávila 0 Comentarios

Ávila, un viaje de ensueño por la Edad Media

En pleno centro de la península ibérica, a cien kilómetros de la capital de España, se encuentra Ávila, una pequeña urbe de poco más de 50 mil habitantes, que está rodeada y protegida por una increíble, verdadera y totalmente completa muralla medieval.

Turismo cinematográfico 0 Comentarios

Razones (de sobra) para viajar por España

Allí se me ponga el sol donde me den de cenar vino y jamón… nos dice el sabio refranero español. Y ¿qué mejor lugar para disfrutar de la puesta del

0 Comentarios

Sin comentarios!

Tu puedes ser el primero en comentar este artículo!

Deja tu respuesta

12 − 9 =